Mejorando la salud y forma física de las personas.

Salud Bucal

Para gozar de una buena calidad de vida, debemos de ser higiénicos en todos los aspectos. Con “todos los aspectos” me refiero a que debemos de ser cuidadosos en la limpieza, hasta de nuestros dientes. A lo largo de mi corta vida he conocido personas que lamentablemente no le dan importancia a este ámbito.

Desde pequeño padecí de una dentadura sumamente chueca que con el tiempo se ha alineado gracias a la ortodoncia. Eso me ha llevado a ser una persona que cuida de su limpieza bucal, ya que con los aparatos dentales soy más propenso a que comida atorada derive en problemas tales como caries.

Para una correcta limpieza de los dientes debemos de cepillarlos al despertar, antes de dormir, y durante el día, después de cada comida. Esto es indispensable para evitar la formación de la placa bacteriana que daña la dentadura y produce infecciones.

Es importante no compartir tu cepillo y es recomendable cambiarlo cada tres meses. Para remover las bacterias adecuadamente debemos de abarcar la superficie externa y la superficie interna de los dientes. Así podremos prevenir problemas como los mencionados anteriormente.

Por último, debes de visitar el dentista aunque sea una vez al año ya que es el especialista que te podría detectar algún posible problema en caso de no cuidar de tu salud bucal.

No creo que a las demás personas les agrade verte con los dientes sucios, así que empecemos a dibujar esa sonrisa que enamore a todos.